CINE GEEK

Cine y Entretenimiento

Reseñas

Las Dos Reinas | Reseña

LAS DOS REINAS, cuando las primas se desencuentran…

Póster oficial:

3

Ficha Técnica

Título original: Mary Queen of Scots
Director: Josie Rourke
Año: 2018
Actores: Saoirse Ronan, Margot Robbie, Guy Pearce, David Tennant
Guion: Beau Willimon
Fecha de estreno: 29 de marzo de 2019

Las biopics históricas son, sin duda alguna, un subgénero del cine donde se da la oportunidad de contar un relato interesante acerca de personajes que han provocado cambios importantes, hechos infames o revoluciones artísticas/sociales. Ya se que éstos sean muy conocidos o que no lo sean tanto. Así, podemos encontrar cintas en la cinematografía mundial que hablen de los últimos días de Hitler como en La Caída (Oliver Hirschbiegel, 2004), de libertadores escoceses como William Wallace en Corazón Valiente (Mel Gibson, 1995) y el que continuó esa batalla, Robert Bruce en Legítimo Rey (David Mackenzie, 2018) entre otras figuras que han formado al mundo actual.

En este contexto, Josie Rourke, directora artística de la compañía de teatro londinense Donmar Warehouse, cuyos montajes han sido llevados a transmisiones en vivo en salas de cine (por ejemplo, Coriolanus con Tom Hiddleston) decide dar el salto a la dirección cinematográfica contándonos el relato de María Estuardo, quien históricamente es una de las monarcas más queridas por el pueblo escocés, en esta nueva adaptación acerca de su reinado llamada Las Dos Reinas.

Realizar una biopic no es sencillo, ya que uno tiene que encontrar un balance que permita tratar de manera dramática y veraz lo establecido en los libros de historia sin dejar de hacerlo interesante al público con sus dosis dramáticas, dándole una visión o punto de vista específico al relato. Es ahí donde radica uno de los principales puntos débiles de esta historia, ya que, si bien sigue la fórmula de una cinta de este enfoque, el relato que vemos en pantalla nunca toma una identidad propia y deja escapar oportunidades claras donde podría haber destacado más.

Las Dos Reinas se siente más como un spin-off de algunas otras cintas históricas de época, sobre todo de la cinta Elizabeth (Shekar Khapur, 1998), con Cate Blanchett y su secuela, La Era Dorada (de nuevo Kapur, 2007), donde veíamos el ascenso y la ratificación de Isabel I como la reina protestante y dura que fue, dándole un toque único en su narrativa, situación que en la ópera prima de Rourke no se da del todo.

Y es que el guión, escrito por Beau Willimon, nominado al Oscar e involucrado en proyectos de lectura política como House of Cards de Netflix o la cinta Poder y Traición (Clooney, 2011), parece dar guiños de un relato acerca de dos reinas, familiares que a pesar de sus diferencias tienen algo en común: el poder que las dos Reinas, primas y legítimas herederas al Trono de Inglaterra, tienen y con el cual tienen que enfrentarse, cada una a su manera, ante el rodeo, las conspiraciones y el mal visto de sus cortes dominadas por hombres que no ven con agrado la idea de ser comandados por mujeres.

Es cuando esos guiños saltan a la vista, en esos breves momentos de interacción donde las dos reinas tienen más cosas en común que su fraternidad y enemistad cuando la película parece tener aires de un discurso de empoderamiento real, ya que a pesar de estar en conflicto, se respetan y comprenden el riesgo que les corresponde al tomar las riendas cuando tiene muchas cosas en contra, llámense conspiraciones, traiciones familiares o simple desconfianza.

Sin embargo, la historia prefiere irse por lo básico y ya visto en otras versiones incluso de la misma María Estuardo, como la de 1971 (Mary Queen of Scots, Jarrott) con Vanessa Redgrave, o la de 1936 (Mary of Scotland, John Ford) con Katherine Hepburn, quedando así en un relato que puede resultar poco propositivo.

Aunque Saoirse Ronan en el papel de María tiene el peso durante las dos horas de duración y no lo hace nada mal, es cuando aparece Margot Robbie y su Isabel I que se roba las escenas. Si bien su presencia en pantalla es poca, dan ganas de ver un poco más de esta actriz como la Reina de Inglaterra y se nota porque antes de las entregas de premios fue considerada a ser nominada como actriz de reparto, ya que lo poco que sale, suele robarse la pantalla.

Sin duda los aspectos técnicos por los que fue nominada al Oscar este año, son de lo más destacado de la película, siendo el maquillaje un punto fuerte y el diseño de vestuario muy bien cuidado, pero no tan memorable como otras cintas de época inclusive de este mismo año (La Favorita de Lanthimos, por ejemplo). Pero se aplaude el detalle que la directora tiene para estos detalles que realmente ayudan a meternos en la época relatada.

Así, este relato de María Estuardo tiene buenas intenciones, dando como resultado una historia un tanto interesante para aprender un poco más de lo que sucedía detrás de este reinado y su eterno conflicto con su prima Isabel, pero no aporta mucho más que eso. Si eres un fanático de este tipo de relatos históricos donde la intriga, las traiciones y la política son pan de cada día, Las Dos Reinas es justo la película que disfrutarás al ver.

Tráiler oficial: 

Deja tus comentarios

Comunicólogo, melómano, cinéfilo, amante de la lectura. Escribo opiniones/reseñas de películas y series.